Cómo proteger tu privacidad en un teléfono Android

Aplicaciones AndroidLa exposición de un smartphone a los ataques contra la privacidad de los usuarios es mayor que la que pueden sufrir los ordenadores. También, en el caso de los teléfonos Android, la configuración inicial puede distribuir cualquier actividad realizada en el teléfono en aplicaciones de Google y hacer que información privada se muestre de forma pública. En un caso y en otro, es importante realizar algunas labores de configuración del terminal Android para proteger al máximo la privacidad del usuario. Aunque las medidas pueden superar la decena, nosotros hemos seleccionado las más importantes publicadas en la web Aplicaciones Android, cuya lectura recomendamos para profundizar en este tema.

Acceso al teléfono manual

Desbloqueo Móvil por pixel

La primera medida está relacionada para los casos de pérdida y robo, por lo que hablamos de un acceso manual no autorizado. Si se utiliza el bloqueo por pin, se recomienda establecer dos pines distintos para desbloquear por un lado el teléfono y por el otro la tarjeta.

Si, por el contrario, el dispositivo móvil permite el bloqueo de pantalla por pixel (suele poder hacerse solo en la últimas versiones de Android), entonces hay que apostar por esta forma de bloquear el teléfono. Generalmente, la mayoría de los dispositivos permiten esta opción en alguna subcategoría de Configuración, en el menú.

Si la tecnología del teléfono permite el desbloqueo por huella dactilar, la seguridad contra un acceso malintencionado alcanza el 100% de eficacia.

Por último, para el caso de pérdida o robo, hay aplicaciones como “Find My Device” que permiten localizar el teléfono e, incluso, eliminar información de forma remota.

Modificar la configuración de fábrica del dispositivo Android

Deshabilitar aplicaciones Google

Los smartphone con sistema operativo Android vienen con una serie de aplicaciones de Google instaladas por defecto y habilitadas. Si se cuenta con una cuenta de Gmail y se conecta el teléfono a la misma, también por defecto, Google va a compartir los datos del usuario con sus aplicaciones. Esta configuración inicial es útil si no se quiere mantener la privacidad de ninguno de esos datos, pero no lo es tanto si es al contrario.

Por ejemplo, la funcionalidad “Servicios de Google Play”, si no se bloquea o modifica, tiene permisos para acceder a la información en:

  • Almacenamiento (vídeos, fotos, documentos…).
  • Calendario.
  • Contactos.
  • Cámara.
  • Micrófono.
  • SMS.
  • Sensores de cuerpo.
  • Teléfono.
  • Ubicación.

No estamos diciendo que Google vaya a vulnerar su compromiso de proteger los datos del usuario, sino que si un hacker accede ilegalmente a esta aplicación (incluso desde un ordenador), puede también acceder a los servicios mencionados.

¿Cuál es la solución? Tomarse un tiempo e ir revisando una por una las aplicaciones instaladas de la factoría Google (y de otras empresas) y deshabilitar los permisos que creemos puede vulnerar nuestra privacidad: por ejemplo que al tomar una foto con la cámara, ésta se comparta en Google Fotos.

Seguridad de Google

Seguridad Google AndroidLos teléfonos Android cuentan con aplicaciones para comprobar la seguridad del teléfono, sobre todo para detectar posibles accesos no autorizados de terceros, intentos de inicio de sesión o conexiones no autorizadas, por ejemplo, a la red WiFi.

También, como la medida más drástica, Android permite la encriptación del teléfono, codificando acceso a cuentas, datos, ajustes y demás funcionalidades e información. Es importante saber que este tipo de medida es reversible, pero puede restablecer el teléfono a los valores de fábrica.

Desactivar seguimientos y trackings

Desactivar Seguimientos Trackings

En el caso de Google, para evitar que el buscador acceda a los datos de navegación del usuario, simplemente hay que acceder a la aplicación Google en Configuración o Ajustes y deshabilitar la opción. Hay que saber, no obstante, que si se borra la caché del navegador, al acción tomada se revierte y Google vuelve a tomar en consideración los datos de navegación. Para evitar esto, se puede optar por la instalación de aplicaciones para una conexión con un servicio VPN que evita la recolección de información de navegación por parte de Google o el ISP de la conexión de banda ancha.

Este seguimiento de Google, muy controvertido sobre todo en Europa, no implica un peligro de robo de datos. No ocurre lo mismo cuando se instalan otras aplicaciones menos conocidas como juegos y otras aplicaciones. Estas suelen ser las responsables del “tráfico de información”. Es decir, de capturar emails, teléfonos de contacto, intereses y otra información del usuario para venderlos a empresas que pueden utilizarlos con fines ilícitos o poco éticos.

Por supuesto, hay más medidas para proteger la privacidad del teléfono (que se explican en el enlace superior), algunas más complejas. En cualquier caso, con las mostradas se limita en un porcentaje alto las malas experiencias en cuanto a la vulneración de la privacidad.

Redacción de guiaserviciosproductos.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *